Etica en Acción para el Desarrollo Sostenible e Integral

ethicsgenerico

El desarrollo sostenible busca un enfoque holístico del bienestar basado en la reducción de la pobreza, la inclusión social y el cuidado de la tierra, mientras que el desarrollo integral agrega la preocupación por el pleno florecimiento humano en todas las dimensiones de la vida. La iniciativa Ética en Acción parte de la posición de que los desafíos relacionados con el desarrollo sostenible e integral son profundamente morales, requiriendo no sólo soluciones técnicas sino la actualización de principios éticos universales como la dignidad humana, la justicia social, el bien común y el bienestar colectivo.

Estos desafíos incluyen formas de violencia y coerción (guerra, extremismo religioso y étnico violento, violencia de género, esclavitud moderna, tráfico de drogas); amenazas ambientales (cambio climático, destrucción de especies y hábitat) y exclusión social (pobreza, desigualdad, privación, discriminación de género, y marginación de los pueblos indígenas y las minorías). Los individuos y las comunidades en todos los niveles tienen verdaderas capacidades para responder a estos desafíos y, por lo tanto, tienen la obligaciones morales de hacerlo.

Ética en Acción busca avanzar en los esfuerzos morales esenciales para afrontar los desafíos del desarrollo sostenible e integral. La dimensión moral se centra en la capacidad humana para alcanzar un desarrollo sostenible e integral y las obligaciones morales correspondientes para efectuar esa capacidad. La encíclica del Papa Francisco, Laudato Si’, ofrece el texto fundacional de este esfuerzo. La encíclica, como escribió el Papa Francisco, se dirige a “cada persona que habita este planeta. ... En esta encíclica, intento especialmente entrar en diálogo con todos acerca de nuestra casa común”. Ética en Acción también será guiada de manera significativa por los Objetivos de Desarrollo Sostenible, que ofrecen un marco global convincente para la acción y la cooperación en nombre de nuestro hogar común y de su gente.

De acuerdo con esto, Ética en Acción reunirá a un selecto grupo de líderes religiosos, teólogos, académicos, líderes empresariales y laborales, profesionales del desarrollo, y activistas para identificar la ética y los valores necesarios para avanzar acciones concretas en respuesta a estos desafíos. No buscará soluciones técnicas o de políticas públicas, sino que tratará de extraer los valores y principios éticos necesarios para fundamentar una visión moral compartida del florecimiento humano, incluyendo el desarrollo de un consenso moral multi-religioso que pueda ser comunicado ampliamente a través de diversas comunidades religiosas y otras partes interesadas para dotarlos de la agencia moral esencial para superar estos desafíos.

Ética en Acción convocará ocho reuniones separadas durante los próximos dos años, sobre los siguientes temas (al menos que esté indicado, todas las reuniones se llevarán a cabo en la Casina Pio IV, en los Jardines Vaticanos):
 

  • Pobreza, privación y exclusión social (31 de octubre - 1 noviembre 2017)
  • El desafío de la paz (2-3 de febrero 2017)
  • Inmigración masiva y la crisis de refugiados (25-26 de mayo 2017)
  • Poder corporativo e impunidad (21-22 de agosto 2017, en Alpbach, Austria)
  • Educación (16-17 de octubre 2017)
  • La difícil situación de los pueblos indígenas (14-15 diciembre 2017)
  • Cambio climático y degradación ambiental (12-13 marzo 2018)
  • Condiciones laborales inhumanas y formas de esclavitud moderna (18-19 junio 2018)
  • Corrupción (10-11 septiembre 2018)
  • Conclusión y síntesis (12-13 noviembre 2018 – a confirmar)


Cada encuentro tendrá los siguientes objetivos: (i) construir y dar expresión a un consenso ético multi-religioso sobre la obligación moral de afrontar estos desafíos; (ii) desarrollar una fuerte asociación global en comunidades religiosas y a lo largo de la sociedad que adopte este consenso y colabore con su implementación; (iii) movilizar a las propias comunidades religiosas para una defensa sólida en pos de activar el consenso para la resolución de problemas locales y globales (ir de lo micro a o macro).

Ética en Acción será organizada y dirigida por Monseñor Marcelo Sánchez Sorondo, Canciller de las Academias Pontificias con sede en la Casina Pio IV. Será apoyado por la Red de Soluciones de Desarrollo Sostenible (SDSN) de las Naciones Unidas, Religions for Peace, y la Universidad de Notre Dame. Los fundadores de Ética en Acción incluyen la Fundación Blue Chip, el Instituto Fetzer, Christina Lee Brown y Jacqueline Corbelli. Será guiado por un equipo central de participantes globales en muchos sectores, incluyendo teólogos, líderes religiosos, investigadores académicos, líderes empresariales, políticos y actores de la sociedad civil. Además, se invitará a especialistas a participar en temas y tópicos específicos.

Para cada reunión, un conjunto de materiales de lectura será compartido por adelantado con los participantes. A su vez, se pedirá a los participantes que presenten comentarios y recomendaciones por escrito antes de la reunión. Sobre la base de las comunicaciones escritas y el debate de la reunión, se preparará una declaración provisional para resumir el debate, proponer un consenso provisional sobre la ética en la acción y recomendar medidas clave de aplicación según proceda. Una vez incorporados los comentarios de todos los participantes, este documento se publicará online. Después de esto se producirá y distribuirá un documento más detallado.

Los resultados finales del proyecto incluirán un volumen final de los procedimientos, herramientas pedagógicas y programas de capacitación.

Asuntos relacionados